"Decidí que, de todos mis oficios terrestres, el violento oficio de escritor era el que más me convenía"
Rodolfo Walsh

jueves, 21 de octubre de 2010

Mariano Ferreyra, el otro

América haciendo hincapié en los rostros cubiertos. "Al momento no es una marcha multitudinaria" (ja, esperá un rato).
Moyano, (al que no le puedo creer nada cuando es un sindicalista que ya en los '90 tenía casa en Miami), dice que Duhalde está detrás, y se despega de Pedraza. Desde el oficialismo, Aníbal intenta correr el dedo acusador de Duhalde, aunque la productora de Gvirtz lo relacionó inmediatamente con el quilombo.
Los militantes de izquierda están enojados, enojadísimos hasta con los blogueros/twitteros K.

A Mariano lo mataron ayer, y todos pudimos ver cómo el pibe agonizaba. Y todos nos pudimos ver en el pibe, como dijeron por ahi, "el otro somos todos". Porque Mariano salió a bancar una causa noble. Y se encontró con la mafia sindical.

¿Cuál será el costo político de intentar, al menos, desarticular la maraña mafiosa que enfrenta a
los trabajadores, militantes, sindicalistas?
Yo entiendo que el Gobierno debe llevarse bien con Moyano, de última, todos se enriquecieron a la par, en las sombras o en las luces del menemismo. Pero se debe llevar bien porque gran parte del aparato lo mueve Moyano.
¿Que tiene que ver? Que en los sindicatos también hay "monopolios", de esos peligrosos, que causan muertos.
¿Y porqué digo Moyano? Lo menciono como referencia del eterno paternalismo, del dirigente atornillado al sillón, como Pedrazza, que hace 25 años (10 presidencias, contando los 5 en una semana) lidera la Unión Ferroviaria. Un tipo que se abrazó con todos y vio, atornillado al sillón, el desmantelamiento de la red ferroviaria del país.

Ayer, sus muchachos, con patota tercerizada, mataron a Mariano, mataron un poco de todos. La causa era noble. Aunque no seamos del PO, en una de esas pasábamos por ahí, y como la causa era noble, nos quedábamos un rato a bancar a los tercerizados.

Leo:

No se trata sólo de una pelea sindical, un enfrentamiento entre trabajadores. El ataque de una patota de la Unión Ferroviaria a otros empleados del tren esconde una batalla por el control de los abultados contratos de la explotación de la Línea Roca, que involucra al Estado Nacional, al sindicato que conduce José Pedraza y a las compañías que administran la UGOFE, la empresa que creó Julio De Vido para gestionar los ramales reestatizados.

Hay intereses, claro. Y muy altos como para democratizar los sindicatos.

La muerte de Mariano conmociona, entristece, y evidencia la poca claridad en el sindicalismo, en el tren reestatizado; nos muestra la intención de no emplear por parte del Estado, optando por las tercerizadas; y nos recuerda, que todavía se necesita del PO, porque la deuda con los trabajadores es grande, y ojalá, como dijo ayer CFK, se pudiera resolver Ministerio de Trabajo mediante.

La muerte de Mariano evidencia las faltas, no nos sorprendamos demasiado; yo se que entristece porque uno cree y quiere seguir creyendo en un modelo que logró avances, pero antes de Mariano ya había Mariano's, Luciano's, etc.

Será Justicia!


PD: Respecto al tema recomiendo post de Ramble, Gerardo, Martin, y agrego, fue una enboscada, claro, un acto desestabilizador, seguramente, pero, insisto, todavía falta democratizar el sindicato.

3 comentarios:

LauraGalletita dijo...

Postazo, nena!
No tengo nada para agregar. Brillante.

Rosaura dijo...

Absolutamente de acuerdo, Pau

Demian dijo...

Excelente post. Me ayudó a reflexionar bastante acerca de este asunto tan triste que se está usando de manera alevosa y detestable por políticos y medios de comunicación.

Quizás también le interese...

Related Posts with Thumbnails